¿QUÉ ES EL NEUROMARKETING Y PARA QUÉ SIRVE EN LAS VENTAS FUNERARIAS?
10 junio, 2020
EMOCIONES COFINADAS
3 julio, 2020
Mostrar todo

MANTENER EL RITUAL, UN DESAFÍO DEL SECTOR FUNERARIO

El significado de la muerte se define socialmente, y la naturaleza de los rituales funerarios, del duelo y las despedidas reflejan la influencia del contexto social donde ocurren. Así, diferentes culturas hacen su ritual de manera distinta, siendo este un espejo de su idiosincrasia y creencias.

La muerte, en algunas culturas ha sido observada como la continuidad de la vida, estando estrechamente relacionada con las creencias sobre la naturaleza y la existencia de una vida después de la misma, y en otras, como su negación absoluta, donde las religiones juegan un papel fundamental.

En las sociedades occidentales modernas, velatorios, procesiones, campanas, música, flores y la celebración del rito religioso son parte fundamental de la despedida. El deseo de mantener viva la memoria del difunto, recordar su vida, hacerle homenaje a su legado o simplemente decirle adiós, permite asimilar la pérdida y cerrar el ciclo.

Pero de repente y sin aviso llegó el Covid-19 y con la misma rapidez con que cambió la vida, vino a cambiar la muerte y los rituales. Y es que el virus llegó e impuso nuevas formas de actuar y relacionarse, vino a quitar abrazos e imponer distancias, que se reemplazan por la virtualidad, con nuevas formas de comunicar y despedirse desde un computador, una tableta o un celular.

Vea la entrevista de Telemedellín a Funeraria Campos de Paz: Cambios en los Servicios Funerarios debido al COVID 19

Para el sector funerario ha sido reto hacer esta transición, sin embargo es una realidad con la que se convive y que de alguna forma u otra las familias tendrán que aceptar el cambio como parte de la nueva normalidad. Por esto, el desafío es aún mayor cuando nos encontramos con arraigos culturales y étnicos, que no permiten ni aceptan este cambio.

En Colombia, hoy en día, las costumbres ancestrales son observadas sólo en las pocas tribus que aún subsisten como comunidades y que continúan guardando sus tradiciones, aunque muchas de ellas no han logrado abstraerse de la influencia externa, siendo un reto para las empresas del sector funerario respetar las tradiciones locales, hondamente arraigadas.

El pasado miércoles 17 de junio la Funeraria Nesagaviria, miembro de la Corporación, con presencia en los departamentos del Cesar y la Guajira, contó a los asistentes de «Las charlas virtuales Remanso», acerca del ritual funerario en La Guajira y cómo ésta empresa ha logrado mantener a través de sus servicios, las costumbres de esta cultura mestiza; producto de la mezcla de raíces provenientes de la tradición judeo cristiana, la cosmogonía indígena y los ritos afro; que se ha cruzado en relaciones sociales y culturales desde los procesos de conquista hispanoamericana.

La influencia de la población Wayuu es la más fuerte y arraigada, por el tamaño de su población y sus fuertes tradiciones asociadas a la territorialidad. Es así como, cada ranchería que cobija un núcleo familiar extenso posee su propio cementerio.

El rito fúnebre es un acto colectivo que tiene distintos protocolos dependiendo de las causas de la muerte, el cual exige a la familia una preparación para albergar a todos los visitantes; entre parientes cercanos y distantes; lo que hace que la velación del cuerpo, dure entre uno y tres días, para así dar tiempo a que todos lleguen a despedir al difunto.

Después de la sepultura, dependiendo de la economía familiar y la solidaridad que reciba, el velorio puede prolongarse hasta por un mes, ya que para el Wayuu es un “proceso que comienza desde el mismo momento del fallecimiento, en el cual se ejecutan una serie de ritos, que en el mundo terrenal terminan en un segundo entierro, pero que al pasar al mundo espiritual, pueden seguir perpetuándose de manera quizás indefinida en el mundo terrenal” (Patiño,1992:43) influyendo en el comportamiento social e individual de esta etnia y en todos aquellos aspectos cotidianos que componen una vida diaria.

Es claro que entre los Wayúu el concepto de muerte se presenta como una idea de extensión o de transformación del ciclo vital y no de su culminación como lo expresa Eugenia Villa (1993) quien considera a la muerte un elemento clave de la vida social y cultural.

Sin embargo, desde finales del siglo XlX e inicios del XX, la tarea de las misiones y confesiones religiosas católicas a través de internados indígenas en todo lo ancho del territorio ha incidido en la integración del ritual propio con elementos judeo cristianos como novenarios, cabos de año, oficios religiosos de difuntos, entre otros.

Es así como Nesagaviria, obedeciendo a las tradiciones pero con innovación, ha ido adaptando sus espacios, instalaciones y servicios a la naturaleza de los ritos comunitarios, tratando de mantener las costumbres de una cultura mestiza, resultado de las relaciones sociales, la idiosincrasia y los arraigos ancestrales.

Ese es el doble desafío del sector funerario, que con creatividad e innovación, debe hacer cumplir las normas y los protocolos exigidos por el gobierno, pero a la vez tener la capacidad de entender a su comunidad, comunicar asertivamente y adaptar sus servicios a sus clientes, con empatía y respeto por las tradiciones tanto ancestrales como culturales.

Conozca acá más sobre el segundo velorio de la cultura Wayuu

Puede ver acá ¿Cómo afrontar el duelo en épocas de Covid-19?

https://www.radionacional.co/noticia/actualidad/como-afrontar-muerte-ser-querido-cuarentena

Puede ver acá la charla virtual Remanso del 17 de junio https://us02web.zoom.us/rec/share/-tdNIIDq_CROeo3Q6EjERIUuRoPhaaa8hiQe_PEPzEhuLt7bYXiu5cU8lLZxwXMP

Contraseña de acceso: 0s&f78=8

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *